Risotto al azafrán


Risotto al Azafrán

Ingredientes:

  • 350 gr de arroz carnaroli*
  • 500 ml de caldo de carne
  • 10 gr de funghi porcini* secos
  • 1 escalonia*
  • 1 calabacín
  • 1 cucharadita de azafrán
  • 1 vasito de vino blanco
  • aceite de oliva
  • sal

Preparación:

  1. Primero pondremos las setas en remojo durante 10 minutos aproximadamente. Pelaremos la escalonia y la picamos cuanto más fino mejor.
  2. Lavamos el calabacín y lo cortamos en forma de bastoncitos.
  3. Escurriremos las setas y las secamos en un trozo de papel de cocina; las cortaremos en trocitos pequeños.
  4. Saltearemos la escalonia y el calabacín en una olla de fondo grueso con un poco de aceite.
  5. Añadimos las setas y continuamos la cocción durante 5 minutos.
  6. Añadiremos el arroz y rehogamos durante unos minutos. Iremos incorporando el caldo caliente, que tendremos ya preparado, poco a poco y sin dejar de remover con una cuchara de madera. El caldo se añade conforme el arroz va absorbiendo el que ya le habíamos añadido con anterioridad y así durante unos 20 minutos o hasta que el grano este en su punto: al dente.
  7. El arroz tiene que quedar bastante cremoso.
  8. Retiraremos del fuego y añadiremos una nuez de mantequilla, removemos bien y servimos caliente.

Descripción de Arroz carnaroli:
Es una de las variedades preferidas en la alta cocina y representa, en muchos aspectos, el arroz de más alta calidad entre los arroces italianos. El almidón del arroz carnaroli es particolarmente rico de amilosa (más del 24%) lo que le da consistencia, resistencia a la cocción y gran poder de absoción. Es ideal para la realización del risotto aunque también para la preparación de ensaladas de arroz y para todos los platos de la alta gastronomía.

Descripción de Funghi porcini:
Tipo de hongo muy apreciado por su sabor increíblemente delicado y la suavidad de su carne. Se puede sustituir por otro tipo de hongo o seta fresca o seca.

Descripción de Escalonia:
También conocida como chalota, es una hierba de la famiglia de las aliáceas. Su origen se puede situar en Asia central y debe su nombre a Ascalón, ciudad de Palestina donde se cultivaba. Se trata de un tipo de cebolla de menor tamaño, color rosáceo y sabor más suave y delicato.


¿TE GUSTA? ¡COMPARTELO CON TUS AMIGOS!

Comentarios

comentarios