Dos adolescentes terminan en el hospital después de intentar hacer el «Reto de 1,000 sentadillas»

Un reto peligroso que consiste en hacer 1.000 sentadillas seguidas y que está provocando que muchos adolescentes puedan tener problemas de salud graves.


Dos adolescentes chinas han tenido la «suerte» de haber podido escapar de una lesión grave después de intentar lograr el estúpido desafío que se propone en un video subido a YouTube.

Xiao Tang, estudiante de 19 años de edad y su inseparable amiga, tuvieron que ser hospitalizadas después de una competición que hicieron entre ellas, siguiendo las instrucciones de un video que está siendo viral y que puede llegar a tener consecuencias muy peligrosas.


La competición la hicieron mediante una videollamada y el desafío consistía en comprobar cual de las dos podía hacer más sentadillas seguidas.

«Ninguna de las dos queríamos perder, por lo tanto continuamos tratando de vencer la una a la otra y las dos conseguimos llegar a completar las 1.000 sentadillas«, aseguró Xiao a el medio de comunicación China Press.

En realidad, esta hazaña de hacer 1.000 sentadillas y aunque te parezca prácticamente imposible, es una moda muy popular entre los entusiastas del ejercicio. Siendo muy habitual que los jóvenes tras lograr las 1.000 sentadillas, suban el video de su triunfo para alardear en las redes sociales.


Volviendo al caso de Xiao y su amiga, ninguna de las dos fue capaz de darse por vencida y tirar la toalla en cualquier momento. Transcurridas entre 2 y 3 horas haciendo sentadillas seguidas, lograron llegar al reto de las mil sentadillas.

Xiao comenzó a sentirse mal y su cuerpo se encontraba dolorido, cosa que era de esperar después de un esfuerzo tan grande. Aún así, decidió ir a trabajar al día siguiente como de costumbre.

Al despertar al día siguiente, fue cuando Xiao se dio cuenta de que algo no estaba bien. «No solo me dolía una pierna, sino que además no podía doblarla» «seguidamente fui al baño como pude y me sorprendí cuando descubrí que mi orina era de color marrón muy oscuro» dijo a China Press.

Xiao se trasladó a urgencias del hospital acompañada por su novio. Tras realizar numerosas pruebas, los médicos descubrieron que el nivel de mioglobina la tenía peligrosamente alta.


La mioblobina es una proteína producida por los músculos al descomponerse. Si esa descomposición es demasiado rápida, la orina se vuelve de color marrón a medida que las fibras musculares muertas liberan su contenido en la sangre.

Esta decoloración de la orina se le conoce con el nombre de mioglobinuria, siendo unos de los signos que predicen la rabdomiólisis, una situación bastante grave en la cual los riñones no pueden procesar todo el desecho procedente de la descomposición muscular y que se encuentra en el torrente sanguíneo.

La rabdomiólisis puede provocar daños muy graves en los riñones y por norma general, cuando ya se está orinando de color marrón, suele ser demasiado tarde.

El hacer ejercicio enérgicamente y llevando a nuestros músculos al límite sin control, es una de las causas principales que pueden provocar rabdomiólisis. En este caso ha sido por el desgaste muscular provocado por hacer las 1.000 sentadillas seguidas.

Afortunadamente Xiao fue rehidratada mediante goteo, protegiendo así los órganos internos, además fue monitoreada en urgencias del hospital hasta que los niveles de mioglobina volvieron a un estado normal.

Cuando Xiao llamó a su amiga para contarla todo lo que había pasado, resultó que la amiga también estuvo hospitalizada por el mismo motivo. Esto nos demuestra que jamás debemos forzar nuestro cuerpo hasta el límite, incluso si nuestro mejor amigo nos desafía porque ha visto un estúpido e irresponsable video en internet.


¿TE GUSTA? ¡COMPARTELO CON TUS AMIGOS!

82 shares

Comentarios

comentarios